por NutraSalud 19 de marzo, 2020 Empresas comentarios Bookmark and Share
< Volver

Farmacias y cadenas de supermercados ya aplazan la entrega de la compra online a casi una semana debido a la crisis del coronavirus. El RFID consigue optimizar el stock de los retailers tanto de tiendas como de farmacias conociendo la regularidad del inventario para mejorar el suministro de la mercancía.

 

En una situación de alarma como la que se está viviendo actualmente, hacer la compra en el supermercado o en farmacias se está convirtiendo en una tarea algo complicada. Las roturas de stock suceden día a día y cuando el cliente entra en un establecimiento buscando productos y no los encuentra, acaba frustrado y con una sensación de descontento e intranquilidad. Este temor a no encontrar los productos deseados hace que muchos establecimientos se hayan visto desabastecidos, sobre todo en Madrid, por la compra masiva en supermercados y farmacias.

A pesar de que las autoridades y los retailers hayan trasladado el mensaje de calma a la sociedad y hayan asegurado un abastecimiento continuado, las roturas de stock suceden desde hace algunas semanas, y es que gracias al uso de la tecnología RFID, es posible adelantar la falta de productos y prever ese posible desabastecimiento.

Por ello, desde PayMark Fast, explican las principales ventajas que una solución IoT con un sistema de radiofrecuencia puede aportar a los retailers, como supermercados, farmacias y otros comercios.

Disminución de los tiempos en la reposición y reabastecimiento de mercancía

En muchos casos ya se está utilizando, y es que el RFID consigue una disminución en los tiempos y errores humanos a la hora de realizar reposiciones y reabastecimiento de mercancía. Con el ahorro de tiempos en la operativa de la tienda o supermercado, el personal puede desempeñar mayor valor añadido en la experiencia y ofrecer un mejor servicio al consumidor, o incluso desempeñar más tiempo a la hora de elaborar pedidos online.

Al necesitar de un tiempo tan reducido para llevar a cabo los inventarios RFID, es posible realizar la gestión del almacén de forma precisa y rápida. Con ello, se reduce la rotura de stock y se agilizan los procesos de reposición de productos en la empresa.

Suministro garantizado gracias a la tecnología RFID

La tecnología RFID aporta numerosos beneficios y es aplicable a distintas operaciones. De hecho, en situaciones como la que están viviendo un gran número de retailers a la hora de evitar roturas de stock, hacer el inventario con una pistola RFID les permite disponer de información en tiempo real.

Y es que, tener automatizado el control de stock, tanto en almacenes como en tiendas, permite una gestión de pedidos directa proporcionando, en tiempo real, cualquier dato sobre el estado del stock en almacén. Gracias a esta información, el negocio afronta las visitas con la seguridad de saber a tiempo real la cantidad de stock disponible de cada producto, evitando así cualquier error que pueda afectar a la calidad del servicio prestado.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus