21 de julio, 2020 Salud comentarios Bookmark and Share
< Volver

Un grupo de investigadores andaluces han desarrollado, tras seis años de investigación, la primera súper bacteria buena capaz de reforzar el sistema inmunitario eliminando el estrés inflamatorio que produce nuestro organismo para intoxicar al patógeno intruso y sin dañar los tejidos.

Además, es capaz de retrasar el envejecimiento del sistema inmune, que se caracteriza por la pérdida de la capacidad de generar respuestas inmunitarias adaptativas frente a patógenos no conocidos con anterioridad por nuestro organismo, el fenómeno conocido como inmunosenescencia.

Su nombre científico es DMG 017 CECT 9459, aunque, gracias a la colaboración con la empresa andaluza Dazamart Inversiones, llega al mercado con la denominación de Probimel. El proyecto ha necesitado una inversión cercana al millón de euros.

Se trata de un probiótico que tomado en las dosis adecuadas consigue llegar vivo hasta nuestro intestino regenerando nuestra microbiota intestinal, lo que, a la luz de numerosos estudios clínicos, es fundamental para mantener en plena forma nuestro sistema inmunitario, señalan los investigadores.

Esta cepa de última generación está adaptada a la respiración aeróbica y anaeróbica que, a través de las distintas etapas mutativas de su elaboración, es capaz de ejercer como director de orquesta en los distintos terrenos fermentando hexosas y pentosas con o sin producción de CO2, convirtiéndolos en azúcares simples pero degradando también proteínas y grasas en aminoácidos y ácidos grasos de cadena corta respectivamente.

Por este motivo, han explicado los investigadores, ejerce “un efecto directo sobre la absorción de glucosa en sangre, colesterol y otros metabolitos como ácido úrico y oxalatos”. También produce vitaminas B y K, “siendo la producción de etas vitaminas B uno de los factores que contribuyen a fortalecer el sistema inmunológico”.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus